605 12 34 87  |  info@novecan.com

Novecan - Ortopedia y Accesorios para Mascotas
Sillas de ruedas   |   Hidroterapia   |   Ortopedia   |  Fisioterapia   |   Blog   |   Contacto

Mi perro no quiere andar y tiembla ¿Qué debo hacer?

Es algo que puede pasar a menudo en cualquier perro. Si tu perro no quiere andar y tiembla, no entres en pánico. Te explicamos las posibles causas y qué debes hacer.

¿Qué le sucede a un perro que no quiere andar y tiene temblores?

Si tu perro no quiere caminar y está temblando, podría estar pasando por una situación de estrés o dolor.

Posible dolor

Lo primero que debes hacer es intentar determinar la causa del comportamiento de tu perro. Si piensas que tu perro está en dolor o enfermo, deberías llevarlo a un veterinario lo antes posible.

Al llevarlo al veterinario este podrá examinarlo correctamente y recetarle un tratamiento adecuado. El veterinario podrá determinar la causa del dolor de tu perro y recetarle medicamentos para aliviar el dolor y tratar la enfermedad subyacente. Además de seguir las recomendaciones del veterinario, también puedes ayudar a aliviar el dolor de tu perro de la siguiente manera:

  • Proporciona un lugar cómodo y tranquilo para que tu perro descanse y se recupere.
  • Aliméntalo con comida adecuada y fácil de digerir para evitar que tenga dolor de estómago.
  • Asegúrate de que tu perro tenga acceso a agua fresca en todo momento para mantenerse hidratado.
  • Ofrécele un poco de atención y cariño, ya que esto puede ayudar a calmar a un perro que está en dolor.
  • Evita movimientos bruscos o juegos demasiado vigorosos que puedan empeorar el dolor de tu perro.

Es importante recordar que los perros pueden manifestar dolor de muchas maneras diferentes, por lo que si tu perro tiene un comportamiento inusual, es mejor consultar con un veterinario para determinar la causa y encontrar una solución adecuada.

Posible estrés

Si crees que tu perro está estresado, podrías tratar de identificar la fuente del estrés y eliminarla si es posible. También podrías intentar tranquilizar a tu perro y hacerle sentir seguro y cómodo, por ejemplo, dándole un lugar tranquilo donde pueda descansar o calmándolo con palabras tranquilizadoras.

Hay muchas posibles causas de estrés en perros. Algunas de las más comunes incluyen:

  • Cambios en el entorno o en la rutina diaria del perro.
  • Cambios en el grupo familiar, como la llegada de un nuevo miembro o la pérdida de un miembro del grupo.
  • Enfrentarse a situaciones nuevas o desconocidas, como viajar o visitar lugares nuevos.
  • Enfrentarse a situaciones temidas, como el ruido fuerte o el contacto con otros perros.
  • Falta de ejercicio o actividad física suficiente.
  • Falta de interacción social y de estimulación mental.
  • Enfrentarse a situaciones de aislamiento o soledad prolongada.

Recuerda que cada perro es único y que puede reaccionar de maneras diferentes ante situaciones estresantes. Es importante observar a tu perro para determinar si está pasando por una situación de estrés y buscar ayuda profesional si es necesario.

Ayudar a mi perro a andar correctamente

Recuerda que si tu perro no quiere andar y tiembla, seguramente sea algo momentáneo. En cualquier caso, si el perro no quiere o le cuesta andar por dolor de algún tipo, quizás requiera de cierta ayuda con una silla de ruedas para perros.